Acceso al agua potable en las comunidades rurales: dos nuevas inauguraciones de sistemas "Techo y Agua".

Los sistemas “Techo y Agua” brindan ahora agua potable a decenas de familias salvadoreñas de los cantones de Ochupse Arriba y de Potrero Grande, departamento de Santa Ana.

El 10 de febrero, el Embajador visitó los cantones de Ochupse Arriba y de Potrero Grande, departamento de Santa Ana, con el fin de inaugurar una nueva fase del programa “Techo y Agua”; junto a Ricardo Evert Santamaria, presidente del Fondo Ambiental de El Salvador (FONAES) y sus equipos. Primero se inauguraron 40 sistemas de recolección de agua de lluvia y su tratamiento por filtros en el cantón de Ochupse Arriba, y luego 28 sistemas en el cantón de Potrero Grande. Así, docenas de familias de comunidades aisladas reciben ahora agua potable y ahorran el precio de tres dólares de las cisternas de agua en sus salarios diarios de promedio de 5 dólares al día. Además, la mayoría de esas familias viven solamente del café y varios se quedan sin trabajo durante una parte del año.

Ambas ceremonias fueron también la ocasión para recordar el éxito y los resultados de la COP21, el papel de Francia y la participación activa de El Salvador, un país particularmente vulnerable al cambio climático y sus efectos negativos en el medio ambiente y las poblaciones. El Presidente de FONAES expresó sus agradecimientos a Francia y su inversión en el programa “Techo y Agua”. En los centros escolares, los representantes de las comunidades también presentaron sus agradecimientos, y se compartieron momentos de intercambio con los alumnos y familias beneficiarias, agradecidas de ver sus condiciones de vidas mejoradas.

El día siguiente, los equipos de FONAES iban a visitar el departamento de Morazán, uno de los más aislado y pobre del país, con el fin de identificar los 100 centros escolares que van a beneficiar del programa “Techo y Agua” a través de los 300.000 dólares acordados a FONAES para el 2016.

Desde su implementación en el 2004, los 9.5 MUSD invertidos y más de 5.000 familias beneficiarias, el programa “Techo y Agua” sigue teniendo mucho exito y eficacia en el tercer país de América Latina con la tasa de desigualdad más alta en acceso al agua potable donde solamente el 32 % de la población rural tiene acceso a servicios de agua, no necesariamente consumible.

JPEG
JPEG
JPEG
JPEG
JPEG
JPEG

publié le 16/02/2016

haut de la page